Mes: abril 2014

Socios de mi proyecto y socios con los que colaboro

Socios de mi proyecto
Mila Solà Marqués

mila
http://pledocentemila.blogspot.com.es/
Centro Educativo: CLARET FUENSANTA
URL Centro educativo: http://www.claretfuensanta.es/
Valencia, Valencia (España)
Imparto Secundaria: Lengua Castellana y Comunicación Audiovisual. Como docente me interesa más aprender que enseñar ya que aprendo más de mi alumnado que ellos de mí, seguro jeje.
Eduardo Viñes Ruiz

eduardo
http://evinesr.blogspot.com.es/

Centro Educativo: Montserrat. Profesor de Educación infantil con muchos años de experiencia
URL Centro educativo: http://www.colegiomontserrat.com/
Madrid, Madrid (España)
Vicky Ruiz
http://proyectosvicky.blogspot.com.es/
Vicky Ruiz Suarez

vicky

Profesora de primaria. Ahora en primer ciclo. Muchos años de experiencia, sobre todo en el aprendizaje de la lengua
Centro Educativo: Colegio Montserrat
Madrid, Madrid (España)

Jesús Sánchez

jsgomez

Profesor de cuarto de primaria

http://jjjsssgomez.wordpress.com/

Centro Educativo: CRA Segóbriga

URL Centro educativo: 16009386.cra@edu.jccm.es

Saelices, Cuenca (España)

 

Proyectos en los que colaboro
1. Lluis Orviz Menéndez
Centro Educativo: C.P. Montevil
Xixón, Asturias (España)
http://elmayain.wordpress.com/
2. Mila Solà Marqués
Centro Educativo: CLARET FUENSANTA
URL Centro educativo: http://www.claretfuensanta.es/
Valencia, Valencia (España)
http://pledocentemila.blogspot.com.es/
3. Susana García Muñiz
Centro Educativo: CENTRO PÚBLICO DE EDUCACIÓN BÁSICA DE Cerredo
URL Centro educativo: http://web.educastur.princast.es/cpeb/jmsuarez/joomla/index.php
Cerredo, Asturias (España)
http://cineyeducacionenvalores.blogspot.com.es/
Un cole de cine

4. Jesús Sánchez

http://jjjsssgomez.wordpress.com/

Profesor de cuarto de primaria

Centro Educativo: CRA Segóbriga

URL Centro educativo: 16009386.cra@edu.jccm.es

Saelices, Cuenca (España)

Tres cortes en mi vida escolar: La cometa, Colón y la trigonometría

cometa

¡Ojalá pudiera recordar aspectos como los que señala Pere Pujolás! Aunque revise los estratos de mi memoria no están, no existen…

En mi infancia recuerdo también la escuela de niños y de niñas con clases separadas. Donde el aburrimiento había hecho mella hasta el extremo, en los bajos de un edificio como en el que manzanas más arriba vivía yo. Todo ello en un colegio llamado “Muñoz”  ¿Sabéis cual era uno de los castigos más singulares? Aunque los desgraciadamente los probé todos, pues llevarte a la clase de las chicas ponerte con los brazos en cruz y observar las risas y miradas de tu alrededor.

También te pegaban con una regla en las piernas o te llevaban al despacho de la directora con algún cuadro de Franco en la pared y un gran crucifijo de madera marrón que iba a juego con la silla donde se sentaba ella, vieja, gorda, fea, pintada hasta el extremo y con su mano llena de anillos te daba en la cabeza… En fin todo eso  con cinco y con seis años.  ¿Qué método de enseñanza puedo deducir de aquello? Cantábamos por la mañana, sí,  “El cara al sol” y cantábamos las tablas de multiplicar hasta la saciedad. Por ello de estos años de mi infancia no siento un especial recuerdo ni un especial cariño.  Y  como decía  John Holt  a pesar de todo aprendí a leer, a escribir, a sumar a restar…

Más adelante cambié de colegio, se llamaba “los Ángeles” especialmente recuerdo al profesor de Educación Física del que no podría decir nada bueno por ello omito mis referencias. En este colegio un día, en clase alguien vino y preguntó algo, supe con el tiempo que era un comercial representante de los álbumes de cromos  y nos advirtió que haría una pregunta a la que habría que dar pronta respuesta. ¿Quién descubrió América? Solamente se oyó un grito rápido y seguro que decía ¡Cristóbal Colón! Ante las grandes bocas abiertas de mis compañeros.  No sé cómo fue pero acerté.  Y allí estaba mi álbum nuevo de VIDA Y COLOR  con un buen taco de cromos para empezar la colección. Me ayudó a  terminarla  mi amigo Ram que me traía a casa en bicicleta casi a diario cruzando el campo.vida y color 014

En esta época un profesor de “Trabajos Manuales” nos enseñó a hacer una cometa ya con cerca de diez u once años. Recuerdo que la carrocería estaba hecha  con papel de embalar marrón claro, con cañas partidas por la mitad (Nunca pensé que iba a volar con lo simple que era) en forma de cruz y una gran cola que era lo importante con muchos lazos con un carrete de hilo resistente y justo cuando la terminé, hacía viento y la eché a volar y vaya que funcionó. Fue estupendo, en el campo, solo,  volando la cometa, y aprendí  a subirla y  subió y subió. La veía pequeña y la cuerda se rompió y la cometa cada vez se hizo más chiquitita hasta solamente conformar un punto en el cielo azul  que definitivamente se desvaneció en las alturas infinitas.

Más tarde,  probablemente en tercero de BUP (bachillerato unificado polivalente) empecé a entender las matemáticas y recuerdo la fisonomía de un profesor bajo, delgado, con grandes gafas que las explicaba divinamente  y por ello las entendía. Y por ello comenzaron, sorprendentemente y después de muchos años a gustarme las matemáticas  en el apartado de trigonometría, seno, coseno, tangente, secante, cosecante… las funciones, etc, etc. ¡Como me gustaba resolver los problemas y encontrar correctos los resultados!

TrigonometriaSiempre que he podido he trabajado por aprendizaje cooperativo, por proyectos, con la globalización de por medio, con centros de interés con el método natural de lectura y escritura y para ello he mamado del MCEP (movimiento cooperativo de escuela popular) con mucho orgullo y con excelentes maestros como Josep Alcobé,  Paco Bastida, Paco Lara, Paco Olvera, Paco Luján, Asunción Servant, Juanita, Nati,  Baltasar Román, Nina Sotorrio, Regina Olmos, Emiliano Padilla, Jose Luis Alonso, Jesús Palop,  Juan Antonio García y tantos otros de los que he aprendido de verdad, durante y después de la Universidad.  Realmente ellos, todos activos en el momento de mi incorporación a la escuela, me enseñaron lo que se y fueron el sustento en mis momentos de duda. Por ello cada vez que puedo  me sumerjo  en un proyecto de trabajo y disfruto enormemente.

 

 

 

cuestionario final

 

¡ANDA, VENTE! EL ESTUDIO DE UN PARQUE (EL PARQUE DE ROMA en Madrid)

Parque Roma. Madrid   Google MapsNo son pocos los que opinan la gran suerte que tenemos por estar enclavados en un lugar como éste (se puede ver en el vídeo del proyecto). Prácticamente nos engulle el parque. Nos es un parque viejo pero lo suficiente como para tener ya una gran arboleda. Los sauces, los pinos carrascos, álamos, etc. Y además una gran cantidad de arbustos, más una zona de plantas olorosas y medicinales que hay que arreglar y restaurar, en su momento preparada para personas invidentes con los títulos en Braille. También una gran cantidad de aves desde las palomas torcaces hasta algún pico picapinos que se ha visto rondando en los troncos de los árboles,  Más las zonas infantiles y las rutas para caminar y además últimamente se ha abierto un rocódromo  para practicar la escalada. En efecto es una suerte   el estar aquí y sería una pena no considerarlo para su estudio porque con ello pretendemos que se admire y se quiera más y sobre todo se respete. El proyecto se va estudiar desde lo natural (flora y fauna), sus servicios y su descripción e historia. Así pretendemos implicar a las tres aulas del nivel que lo hacemos. También queremos promoverlo  al barrio y al Ayuntamiento, concretamente a la junta municipal de Retiro. Por ello aunque sea un estudio Local creo que puede servir para todo el que quiera realizar un estudio de campo o incluso extrapolar aspectos comunes al estudio de sus parques, jardines, etc.  Y en este sentido os pido vuestras aportaciones y vuestro interés. Seguidamente expongo los aspectos claves del proyecto:

La metáfora del proyecto

metafora2

En estos días, paseando, bajo un gran nogal, pensé que los proyectos de trabajo en la escuela son parecidos a una hoja mirada de cerca. Cogiendo el limbo y al revés (su envés) y vista cuando el sol de la tarde quiere alejarse, su imagen es llamativa. Primero ese verde brillante,  translúcido donde el nervio principal hace de guía del proyecto,  partiendo de él los nervios secundarios (el título, el proyecto final, la modalidad, la etapa educativa, etc.) y, luego,  como se interconexionan las restantes nervaduras de la hoja por multitud de caminos que como en los proyectos a veces son imperceptibles e impredecibles.

Comenzamos claramente con el nervio principal, vislumbramos los secundarios pero difícil saber en qué parte de la hoja vamos a acabar, porque los caminos pueden ser combinaciones de tantos elementos como alumnos haya en el grupo multiplicados por los puntos que elegimos en el proyecto; así que a veces, controlar todo eso requiere un esfuerzo sobrehumano.

Y por otra parte pienso que ese punto de desconocimiento, hace de la enseñanza, para los que disfrutamos con ella, un elixir de sabiduría hacía donde constantemente debemos dirigirnos.

Mi proyecto memorable

El amigo cordobés.

Desgraciadamente mi memoria me impide hablar bien de la escuela en mi infancia, tampoco en la adolescencia. Cualquier proyecto que recuerde debe remitirse a la calle a mis aprendizajes con los amigos cuando terminábamos deseosos el colegio.
Una de nuestras excursiones cuando eran vacaciones iba desde Arroyo de la Miel, bajando hasta Benalmádena Costa y andando por la playa para llegar hasta Punta Negra y después hasta Torremuelle con dirección a Fuengirola aunque nunca llegábamos. Entonces sólo existía Arroyo de la Miel como pueblo, el Tívoli y los apartamentos Béjar y la inmensidad del campo hasta la playa.
Nuestro amigo cordobés nunca había visto el mar y tenía grandes deseos de conocerlo y llegando a la costa después de una buena caminata se acercó a un charco limpio y cristalino de agua que el mar había dejado en su retirada y bebió de él con “ansia” escupiéndola rápidamente, mientras nosotros absortos le recriminábamos por lo que había hecho. Pero él nos dijo:
– Lo sabía, me lo habían dicho en la escuela pero quería comprobarlo.
Qué lección; me he acordado mucho de ello. Sin hacerlo, nada se aprende.

ben09qg5

Benalmádena Costa alrededor de los años 70